lunes, 16 de marzo de 2009

EDGAR ALLAN POE



Para mí hablar de Poe es hacerlo de uno de los pilares de mi afición a la lectura y a juntar letras por mi cuenta de vez en cuando. Le descubrí muy joven y siempre me ha acompañado con continuos redescubrimientos y relecturas de sus obras, fascinantes como pocas, tanto la prosa, quizás lo más conocido, como la poesía que para mi fué siempre lo más atractivo de sus obras, solo teneis que ver cual es el verso que hay debajo del nombre de este blog.

Esta entrada tiene el doble motivo de recordarle y homenajearle en el bicentenario de su nacimiento, quizás no demasiado conocido ni celebrado, sirvan estas humildes lineas para darle el modesto homenaje de un lector, para el que su obra es una parte importante de su vida.


J.Carlos


Edgar Allan Poe (Boston, 19 de enero de 1809 - Baltimore, 7 de octubre de 1849) fue un escritor, poeta, crítico y periodista estadounidense, generalmente reconocido como uno de los maestros universales del relato corto, del cual fue uno de los primeros practicantes en su país. Fue renovador de la novela gótica, recordado especialmente por sus cuentos de terror. Considerado el inventor del relato detectivesco, contribuyó asimismo con varias obras al género emergente de la ciencia-ficción. Por otra parte, fue el primer escritor estadounidense que intentó hacer de la escritura su modus vivendi, lo que tuvo para él consecuencias desastrosas.

Fue bautizado como Edgar Poe en Boston, Massachusetts, y sus padres murieron cuando era niño. Fue recogido por un matrimonio adinerado de Richmond, Virginia, Frances y John Allan, aunque nunca fue adoptado oficialmente. Pasó un curso académico en la Universidad de Virginia y posteriormente se enroló, también por breve tiempo, en el ejército. Sus relaciones con los Allan se rompieron en esa época, debido a las continuas desavenencias con su padrastro, quien a menudo desoyó sus peticiones de ayuda y acabó desheredándolo. Su carrera literaria se inició con un libro de poemas, Tamerlane and Other Poems (1827).

Por motivos económicos, pronto dirigió sus esfuerzos a la prosa, escribiendo relatos y crítica literaria para algunos periódicos de la época; llegó a adquirir cierta notoriedad por su estilo cáustico y elegante. Debido a su trabajo, vivió en varias ciudades: Baltimore, Filadelfia y Nueva York. En Baltimore, en 1835, contrajo matrimonio con su prima Virginia Clemm, que contaba a la sazón 13 años de edad. En enero de 1845, publicó un poema que le haría célebre: "El cuervo". Su mujer murió de tuberculosis dos años más tarde. El gran sueño del escritor, editar su propio periódico (que iba a llamarse The Stylus), nunca se cumplió.

Murió el 7 de octubre de 1849, en la ciudad de Baltimore, cuando contaba apenas 40 años de edad. La causa exacta de su muerte nunca fue aclarada. Se atribuyó al alcohol, a congestión cerebral, cólera, drogas, fallo cardíaco, rabia, suicidio, tuberculosis y otras causas.

La bibliografía de Edgar Allan Poe incluye poemas, cuentos y una novela, aparte de otros escritos. Sus ficciones abarcan múltiples géneros, como el terror, la aventura, la ciencia ficción y la detectivesca, un género del que se le atribuye la invención. Estas obras son generalmente consideradas parte del movimiento del romanticismo oscuro, una reacción literaria al trascendentalismo de la época. Sus escritos ensayísticos reflejan sus teorías literarias: su desacuerdo con el didacticismo y la alegoría. En una crítica, señala que el significado en la literatura debe subyacer justo debajo de la superficie; las obras cuyos significados son demasiado obvios dejan de ser arte. Poe buscaba la originalidad en sus obras y le disgustaban los proverbios. A menudo incluía elementos de pseudociencias populares, como la frenología. Sus temas más recurrentes trataban cuestiones relacionadas con la muerte, incluidos sus signos físicos, los efectos de la descomposición, preocupaciones sobre el entierro prematuro, la reanimación de los muertos y el luto. A pesar de ser conocido como uno de los grandes representantes del terror gótico, Poe no inventó el género sino que seguía una larga tradición popular.

Su carrera literaria comenzó en 1827 con el lanzamiento de 50 ejemplares de Tamerlane and Other Poems, que firmó tan sólo como «un bostoniano», una colección de poemas que prácticamente no recibió atención. En diciembre de 1829, Poe lanzó Al Aaraaf, Tamerlane, and Minor Poems en Baltimore antes de explorar los cuentos cortos por primera vez en 1832 con Metzengerstein. Su prosa más exitosa y leída durante su vida fue El escarabajo de oro que le valió un premio de 100 dólares, la mayor suma que recibió por un solo trabajo. Una de sus obras más importantes, Los crímenes de la calle Morgue, fue publicada en 1841, y hoy en día es considerada la primera historia detectivesca. Poe la llamó una "historia de razonamiento". Se hizo conocido tras la publicación de El cuervo en 1845, a pesar de que no fue un éxito financiero. La industria de la publicación era una mala elección como carrera en ese tiempo y muchas de sus obras fueron escritas usando temas encargados específicamente para satisfacer los gustos populares de aquel tiempo.



Colaboradores de Wikipedia. Wikipedia, La enciclopedia libre, 2009.



ANNABEL LEE



Hace ya bastantes años, en un reino más allá de la mar vivía una niña que podéis conocer con el nombre de Annabel Lee. Esa niña vivía sin ningún otro pensamiento que amarme y ser amada por mí.

Yo era un niño y ella era una niña en ese reino más allá de la mar; pero Annabel Lee y yo nos amábamos con un amor que era más que el amor; un amor tan poderoso que los serafines del cielo nos envidiaban, a ella y a mí.

Y esa fué la razón por la cual, hace ya bastante tiempo, en ese reino más allá de la mar un soplo descendió de una nube, y heló a mi bella Annabel Lee; de suerte que sus padres vinieron y se la llevaron lejos de mí para encerrarla en un sepulcro, en ese reino más allá de la mar.

Los ángeles que en el cielo no se sentían ni la mitad de lo felices que éramos nosotros, nos envidiaban nuestra alegría a ella y a mí. He ahí porque (como cada uno lo sabe en ese reino más allá de la mar) un soplo descendió desde la noche de una nube, helando a mi Annabel Lee.

Pero nuestro amor era más fuerte que el amor de aquellos que nos aventajan en edad y en saber, y ni los ángeles del cielo ni los demonios de los abismos de la mar podrán separar jamás mi alma del alma de la bella Annabel Lee.

Porque la luna jamás resplandece sin traerme recuerdos de la bella Annabel Lee; y cuando las estrellas se levantan, creo ver brillar los ojos de la bella Annabel Lee; y así paso largas noches tendido al lado de mi querida, —mi querida, mi vida y mi compañera,— que está acostada en su sepulcro más allá de la mar, en su tumba, al borde de la mar quejumbrosa.




1 comentario:

Dorothy dijo...

Hola José Carlos, pues yo hace muy poco que he descubierto a Poe a través de un taller de escritura y ha sido una revelación. Cuando tengas tiempo, te invito a que pases por mi blog, donde he intentado analizar tres de sus cuentos. Te espero!

http://miviajeporelcaminoamarillo.blogspot.com/2009/12/analizando-poe.html